Public Release:  Un grupo de investigadores descubre una manera sencilla y barata de superar la mala respuesta a la radioterapia debida a bajos niveles de hemoglobina

European Society for Radiotherapy and Oncology (ESTRO)

Barcelona, España: Los pacientes de cáncer de cabeza y cuello con un nivel de hemoglobina (Hb) bajo no responden bien a la radioterapia, lo cual compromete tanto el control de sus tumores como la supervivencia libre de enfermedad. Ahora, unos investigadores holandeses han descubierto que los problemas causados por los bajos niveles de Hb en estos pacientes se pueden superar mediante la utilización de un tratamiento denominado terapia ARCON, que combina la radioterapia acelerada con la administración de carbógeno (una mezcla de dióxido de carbono y oxígeno) y de la vitamina hidrosoluble nicotinamida [1].

El Dr. Hans Kaanders, catedrático de radio-oncología translacional del Centro Médico Nijmegen de la Universidad de Radboud, Nijmegen, anunciará hoy (viernes) a la 31ª conferencia de la Sociedad Europea de Radiología Terapéutica y Oncología (ESTRO) [2] que el régimen ARCON ha sido el primero en conseguir un efecto positivo en pacientes con bajos niveles de Hb.

Los investigadores reclutaron a 345 pacientes con carcinoma escamoso de laringe para un ensayo randomizado: 174 de ellos recibieron únicamente radioterapia acelerada (con administración de dos fracciones al día durante la última semana de tratamiento, con objeto de reducir la duración global del mismo), y los otros 171, ARCON. Los pacientes tratados con ARCON inhalaban carbógeno durante las sesiones de radioterapia e ingerían tabletas de nicotinamida antes del tratamiento. Antes del tratamiento se midieron los niveles de Hb del grupo experimental, y luego se compararon con los resultados del grupo tratado únicamente con radioterapia acelerada.

Observaron que, entre los pacientes tratados únicamente con radioterapia acelerada que tenían niveles de Hb normales antes del tratamiento, se lograba un control significativamente mayor del carcinoma en su localización primaria (un 76%, frente al 56%), una mayor supervivencia libre de enfermedad (72% y 48% respectivamente), y una mayor supervivencia libre de metástasis (90% y 70%) que entre los pacientes con bajos niveles de Hb.

"Sin embargo, en el grupo ARCON, en los casos en que los pacientes presentaban bajos niveles de Hb antes del tratamiento, observamos que mejoraba el control del carcinoma en su localización primaria, así como las tasas de supervivencia libre de enfermedad y de metástasis, de modo que las diferencias entre estos y los pacientes con niveles normales de Hb dejaron de ser importantes", afirmó el colega del Dr. Kaanders, el Dr. Geert Janssens. La diferencia del control local entre este grupo con baja Hb y el grupo con Hb normal sometido solamente a radioterapia acelerada (AR) fue de tan sólo un 1% (81% en el grupo ARCON, comparado con 82% en el grupo de AR solamente); en cuanto a la supervivencia libre de enfermedad, la diferencia de fue de 77% (ARCON) frente al 70% (AR); y respecto a la supervivencia libre de metástasis, de 93% (ARCON) comparado con 89% (AR).

Aún así, los pacientes de ambos grupos con bajos niveles de Hb antes del tratamiento presentaban una menor supervivencia global, con independencia del tratamiento recibido. Esto probablemente se deba al hecho de que muchos pacientes con carcinoma de cabeza y cuello también tenían otros problemas de salud que no se pudieron tratar con radioterapia, aseguran los investigadores.

"Anteriormente, varios investigadores intentaron mejorar el resultado en pacientes con bajos niveles de Hb administrándoles eritropoyetina, que estimula la producción de eritrocitos en la sangre, y la transfusión de eritrocitos antes y durante el tratamiento, pero sin éxito. ARCON es el primer tratamiento que ha resultado adecuado para la baja Hb y por lo tanto para mejorar el pronóstico de estos pacientes", afirma el Dr. Janssens. "Sabemos que una disminución de los niveles de Hb va unido a una menor sensibilidad a la radioterapia, a raíz de lo cual el microentorno del tumor se puede volver de un subtipo más agresivo, con un mayor riesgo de fracaso loco-regional y de desarrollo de metástasis remotas".

La falta de éxito de la transfusión de hematíes o de eritropoyetina apunta a la intervención de mecanismos de adaptación subyacentes. La radioterapia acelerada para contrarrestar la repoblación celular tumoral durante la radioterapia, combinada con la administración de carbógeno durante el tratamiento y nicotinamida inmediatamente antes de la irradiación para aumentar el nivel de oxígeno, garantiza que los mecanismos de adaptación no minen el efecto, y probablemente sea esta la clave del éxito del régimen ARCON en pacientes que se presentaron con bajos niveles de Hb, en opinión de los investigadores.

"Creemos que, en un momento en que la presión sobre los sistemas sanitarios para introducir tratamientos costosos y selectivos es cada vez mayor, el uso de esta terapia barata y eficaz debería, sin duda, fomentarse", concluye el Dr. Kaanders.

En opinión del Dr. Vicenzo Valentini, oncólogo radioterápico del Policlínico Universitario A. Gemelli de Roma (Italia) y presidente de ESTRO, "sabemos que el grado de oxigenación de los tumores en los pacientes con cáncer de laringe está directamente relacionado con el daño que les puede causar la radioterapia". Este importante estudio demuestra que, en pacientes con bajos niveles de hemoglobina, se puede reoxigenar el tumor utilizando el régimen ARCON, que es sencillo y barato, y mejorar con ello la eficacia de la radioterapia."

###

Resumen nº: OC 217, 10:30 h, viernes 11 de mayo, Auditorio

[1] Al inhalar carbógeno, el incremento en el nivel de dióxido de carbono hace que el cerebro reaccione a la asfixia potencial, pues interpreta al aumento de dióxido de carbono en la sangre como una disminución del nivel de oxígeno, y el cuerpo lo compensa reduciendo la hipoxia. La nicotinamida también reduce la hipoxia aumentando la circulación sanguínea.

[2]Este año, la conferencia de la Sociedad Europea de Radiología Terapéutica y Oncología (ESTRO) se celebra paralelamente al Congreso Mundial de Braquiterapia, en Barcelona, del 9 al 13 de mayo.

La investigación ha sido financiada por el Fondo de Investigación de la Sociedad Holandesa contra el Cáncer (KWF) y por METOXIA (Comisión Europea FP7).

Disclaimer: AAAS and EurekAlert! are not responsible for the accuracy of news releases posted to EurekAlert! by contributing institutions or for the use of any information through the EurekAlert system.